¿Y si no usaras agua para ir al baño?

Entre el 40% y el 50% del agua que se consume en una casa se utiliza para el WC. Éstos son muchísimos litros de agua. En México, el promedio de consumo de agua es de 10,000 litros por persona al mes. Significan alrededor de 4,000-5,000 litros por de agua limpia, traída desde comunidades lejanas a la ciudad, que mes a mes contaminamos y desechamos.

 ¿Y si no usaras agua para ir al baño?

La opción es el Baño Seco.

El baño seco es igual que cualquier baño, pero no requiere drenaje ya que no utiliza agua. Solo requiere de una composta para terminar su proceso de transformación:

Materia fresca + materia seca + tiempo = Tierra y nutrientes de excelente calidad

Mediante el baño seco los desechos humanos se convierten en un recurso orgánico rico en nutrientes, y debido a que pasa un proceso de compostaje, se eliminan organismos dañinos para los humanos y las plantas.  Al final del proceso de compostaje, nuestra orina y excrementos son transformados en un material sano y nutritivo que al aplicarlo al suelo ayuda a nutrirlo, aumentando su capacidad de retener humedad e incorpora microorganismos que regresan la vida al suelo.

Su uso nos beneficia ya que al no usar agua, ésta queda disponible para el consumo humano, se reduce la presión de la extracción de agua en la cuenca, no genera contaminación ni enfermedades, no requiere más energía para tratarla y en cambio, genera materia orgánica beneficiosa para el suelo.

Tipos de baños secos

Podemos clasificar a los baños secos por la forma en que se procesa la materia orgánica. Algunos utilizan el calor para deshdratar todos los restos. Otros, conocidos como baños secos composteros o vivos, aprovechan los procesos naturales del suelo y los microorganismos descomponedores para realizar la función.

También podemos clasificarlos como baños secos con cámara, que son los que cuentan con una cámara para procesar la materia justo abajo de la taza y los baños sin cámara, que utilizan un recipiente como una cubeta de 20 lts. que debe vaciarse en una cámara compostera externa, o que puede ser almacenado en la misma cubeta hasta que termine su proceso de compostación.

Sanitario seco con cámaras de compostaje integradas

Sanitario seco con recipientes de cubeta

¿Cómo se usa un baño seco?

Exactamente igual que uno de agua. Siéntate cómodamente y realiza tus actividades en el baño como acostumbras.

En un baño seco vivo puedes orinar y defecar en el mismo lugar. No es necesario separar la orina de la caca. También pueden ir los restos de la menstruación de las mujeres.

También debes poner el papel higiénico usado dentro de la taza. Se recomienda usar papel reciclado y con el mínimo de grabado, para evitar las sustancias empleadas en el blanqueamiento, dentro de la composta. NO DEBE IR NINGÚN MATERIAL PLÁSTICO, así que no hay que poner toallas sanitarias ni pañales desechables.

Una vez realizadas tus actividades, cúbrelo todo con la materia seca que está disponible en el mismo lugar. Usualmente se emplea aserrín, hojas secas trituradas, tierra, ceniza.  Asegúrate de cubrir perfectamente para evitar olores.

Cubriendo los desechos

¿Y qué pasa cuando se llena?

Si es un sanitario con cámara integrada, se cierra una cámara y se emplea la segunda, dejando la primera en proceso de compostación por un año. Después de ese período, se retira la tierra para usarla en árboles y se deja lista para usarse  nuevamente.

Si es un baño de recipiente, se vacía el contenido en  un compostador externo, se limpia la cubeta y se vuelva a usar. También es posible tapar la cubeta y almacenarla por un año en un lugar fresco y sombreado. Al final del periodo se utiliza la tierra en árboles.

Cámaras de compostaje externo

Cámara de compostaje externo

 ¿Como se manejan las cámaras composteras externas?

La unidad compostera tiene 3 cajones; en el centro se coloca materia seca para evitar que se moje y siempre contar con materia seca para usar.

En el primer cajón debe aflojarse la tierra unos 10 centímetros. La tierra de enmedio se mueve a las esquinas, para que quede un pequeño hoyo que evitará que los líquidos se fuguen.

Se pone una capa de materia seca de 20 a 25 cm. lo más apretada posible, así que se puede pisar. Debe quedar de la misma forma que el hoyo en la tierra.

Encima de la capa de materia seca se deposita el contenido de los botes y se cubre con otra capa de materia seca de 20 cm. Encima se coloca un pedazo de malla y una piedra para evitar que animales se metan a la composta.

Al llenarse el cajón, se deja reposar por UN AÑO, durante este tiempo sólo hay que revisar que la composta esté caliente a una temperatura de 50-60°C. y se empieza a utilizar el tercer cajón, con el mismo proceso.

Un cajón de 1 m3. se llenará en un año con servicio para 5 personas. Cuando el tercer cajón esté lleno, se saca la tierra del primer cajón para usarla en árboles y se emplea nuevamente, dejando reposar el cajon recién llenado también por un año.

¿Cómo vaciar el bote en la unidad compostera?

Abre un hueco en le material seco (paja, hojarasca, aserrín) que está hasta arriba y deposita el contenido de tus botes, cubriendo ese nuevo contenido con otros 20 cm. de material seco.

Una vez vaciado el contenido, enjuaga el bote utilizando un jabón biodegradable pero NO CLORO. Deposita esa agua dento del cajón compostero.

También se recomienda agregar restos de vegetales de la cocina al cajón compostero y cubrirlos. Ésto ayudará al proceso de compostaje y hará más nutritiva la tierra resultante.

Puntos a cuidar

Por: Valeria López – Red de Usuarios de Baño Seco Vivo.